Pedir cita o información 934 74 57 21 | info@pratsalut.es | Síguenos en Facebook! Síguenos en Instagram! Comparte en Whatsapp!

Terapia Neural


La Terapia Neural no sólo es un método sumamente eficaz para aliviar el dolor sino que logra además excelentes resultados en el tratamiento de diversas enfermedades agudas, crónicas y degenerativas. Una terapia que permite regular y equilibrar el sistema nervioso vegetativo inyectando microdosis de anestésicos locales –preferentemente procaína- en puntos dolorosos, cicatrices, gelosas, glándulas, ganglios y nervios periféricos con el fin de restablecer en el organismo el orden biológico alterado por la enfermedad y conseguir así la curación. 


Dr. Luis Ortiz de Zarate (col. 22974)

cb634f3e-ec5a-4c8e-af0d-9b19534b5912jpg

  • Licendiado en Medicina y Cirugía por la Universidad de Barcelona.
  • Título de Médico Especialista en Cirugía General y del Aparato Digestivo.
  • Cursos de Doctorado “Fundamentos Biológicos de la Cirugía I y II” en la facultad de Medicina de Barcelona.
  • Miembro de la Academia de Ciencias Medicas de Catalunya i de Balears.
  • Miembro de la Sociedad Catalana de Cirugía.
  • Miembro de la Asociación Española de Cirujanos.
  • Miembro de la Asociación Médica Terapia Neural. Médico Asociado
logo-amtn2jpg


¿QUÉ ES LA TERAPIA NEURAL?

Es una manera de tratar a la persona a través de su sistema nervioso (SN), especialmente del Vegetativo.

Todos los tejidos y órganos de nuestro organismo tienen fibras nerviosas para poder regular sus funciones y éstas se conectan entre sí a modo de red y con el sistema nervioso central. El SN es una de las vías por las que tejidos, órganos, emociones y pensamientos se relacionan entre sí, formando parte de una realidad superior, el ser humano.

La Terapia Neural (TN) pretende neutralizar irritaciones que han ido afectando el SN a lo largo de la vida de la persona, para que éste recupere su capacidad de equilibrar las funciones del organismo, en su sentido más amplio y siguiendo su propio orden.

¿EN QUÉ CONSISTE?

Cuando una fibra nerviosa es irritada, puede alterar el estímulo que pasa por ella, por lo que un estímulo normal puede pasar a ser patológico, o bien la propia irritación puede ser generadora de estímulos patológicos que afecten a la red nerviosa.

De esta manera, no sólo se alteran los tejidos que dependen de esta fibra nerviosa, sino que también lo pueden hacer otros tejidos más lejanos, que por algún motivo ya estén débiles o predispuestos.

Pueden ser factores irritantes del SN: infecciones agudas o de repetición, cicatrices, inflamaciones crónicas, sustancias tóxicas, choques emocionales, afecciones dentales …

La historia de vida de la persona es fundamental para localizar los posibles focos irritativos de su SN, y la TN tiene como objetivo neutralizarlos, para que el SN recupere sus funciones reguladoras y el organismo recupere sus mecanismos de autocuración.

¿A QUIEN ESTÁ INDICADA?

Los motivos de consulta más frecuentes son: dolores osteoarticulares crónicos o agudos, dolores musculares o tendinosos, migrañas, alergias, asma y otras afecciones respiratorias, psoriasis y otras afecciones de la piel, infecciones de repetición, afecciones ginecológicas y génito-urinarias, neuralgias, ansiedad y depresión.

Cualquier persona, incluidos los niños y las niñas y las mujeres embarazadas pueden ser tratados con TN, independientemente de la enfermedad que tengan.

A las personas en tratamiento con descoagular sólo podemos aplicar inyecciones superficiales, que a menudo ya son suficiente.

¿CÓMO ACTÚA?

La investigación ha demostrado que la aplicación de anestésicos locales en bajas concentraciones puede neutralizar el foco irritado del tejido nervioso, repolarizando su potencial eléctrico y estabilizando su membrana.

En Terapia Neural básicamente inyectamos procaína diluida en suero (0.5%), y como alternativa utilizamos la lidocaína.

Debemos destacar que el efecto no es el anestésico, ya que la sustancia se inyecta en pequeñas cantidades y en bajas concentraciones, ya menudo no se aplica en las zonas de dolor. Además, la procaína se metaboliza en el mismo plasma sanguíneo en cuestión de pocos minutos.

Lo más importante es donde inyectamos el anestésico local. Sólo conseguiremos el efecto si la aplicamos en los puntos donde haya irritación o bien en los puntos específicos del SN que tengan una relación directa con la enfermedad. Por este motivo nos resulta fundamental la historia de vida de la persona y la exploración con todos nuestros sentidos.
© Copyright 2016 ♥ PRATMEDICAL S.L. | Aviso legal | Página actualizada a 15.11.2019 | Business Site | Xarxa Industrial